Contenidos

Noticias de Cultura

Se detiene el mundo y se para el tiempo

Se detiene el mundo y se para el tiempo

Vivió a su propia imagen y semejanza. Fue profeta de sus propias palabras. Ahora, huérfanos de música, verso y prosa, a los juancarlistas nos queda su mensaje, su credo y su propia batalla. Lo cierto es que Cádiz y Andalucía resisten ante un mundo menos revolucionario, más pobre y con el alma en los huesos. Muere el hombre, nace el Mito

Gente