Contenidos

Noticia

Míchel y Al Thani, conflicto a la vista

Míchel y Al Thani, conflicto a la vista

El entrenador cambia su talante tras el partido y recalca que la propiedad no cierra el fichaje de Javi García, mientras  que el jeque desautoriza al entrenador al señalar que ese jugador no es una opción real

Al no acompañar los resultados, se crispa el ambiente. Es casi ley de vida en el fútbol que cuando las cosas no funcionan de la mejor manera posible salten las primeras fricciones. Esto es lo que ha sucedido tras la derrota, otra más, del Málaga CF en la pretemporada.  Míchel y Al Thani han abierto un cisma que no beneficia a nadie apenas a un mes de que arranque la competición liguera. 

Míchel con su talante habitual sacó artillería pesada en zona mixta. Con una puntería milimétrica y midiendo las palabras pero repartió mensajes a todos. El punto álgido llegó a raíz de que el entrenador madrileño insitiese en que Javi García no es jugador del Málaga CF porque la propiedad no "aprieta el botón" oportuno. "Necesitamos señales, dentro y fuera del campo. La plantilla se tiene que cerrar. No se cierra, y el tiempo pasa. Yo me dedico a entrenar. No hago peticiones, sólo doy mi opinión. No sé el dinero que hay en caja, si el montante de los traspasos se puede usar para fichajes o no, pero un asunto que tenemos ahí es el de Javi García. Estamos esperando a que alguien apriete el botón. El jugador cuando se apriete ese botón va a venir. Yo he hablado con el jugador y estaría encantado de venir mañana mismo, pero, insisto, no soy la propiedad. Claro que después de perder a un jugador como Camacho, y como parece ser que hay dinero"

Rápidamente respondía Al Thani en Twitter, su red social preferida, y cerraba el asunto. Lo zanjó a su modo y estilo. El propietario del club aclaró que Javi García no va a venir. "No es nuestro objetivo para el Málaga, así que por favor cierren esa puerta"

Míchel también aprovechó la rueda de prensa para apretar las tuercas a la dirección deportiva. Faltan 15 días para que comience la Liga y a pesar de que Arnau marcó la  hoja de ruta, el madrileño ve como la plantilla no está cerrada y le inquieta esa falta de comunicación o al menos una sintonía que se percibía total días atrás. "Yo de Esteban Rolón no sé nada. Cuando hablo con mi dirección deportiva me dice nombres. Y Arnau no me ha dicho que eche un vistazo a Rolón. Lo conozco pero lo que sé es lo que sale en los medios. Me han hablado de posibilidad, pero nadie me ha dicho nada sobre él"

La falta de gol preocupa. Pero sobre todo es alarmante las pocas oportunidades de gol que se generan. Míchel en cambio se muestra calmado. "Hay que trabajar, quedan 15 días. Son muchos días, pero necesitamos señales. En todos los partidos que hemos jugado, hemos tenido situaciones buenas y no tan buenas. En pretemporada hay que buscar minutos, hay cambios preconcebidos. Juanpi viene de una larga lesión, Kuzma también. Hay que tomar un poco de aire y de tiempo con estos jugadores porque son jugadores que no podemos forzarles tanto”