Contenidos

Noticia

Roberto Jiménez: “Nadie del vestuario ha tirado la toalla”

Roberto Jiménez: “Nadie del vestuario ha tirado la toalla”

El guardameta madrileño zanja el tema respecto a la posible desidia de algunos integrantes de la plantilla tras el partido en Butarque y cierra filas al respecto al considerar que las opciones de lograr la permanencia siguen ahí a pesar de estar a ocho puntos de la zona de salvación  

Es uno de los futbolistas con más peso en el vestuario. Roberto no esconde que la situación deportiva es bastante complicada, hace autocrítica, pero el portero del Málaga CF mantiene la esperanza de que aún es posible lograr la gesta. “Creo que hay opciones. El calendario que tenemos es esperanzador, obviamente todo pasa por ganar. Si llegamos a los últimos partidos a una distancia razonable podríamos conseguirlo. Puede sonar a tópico y puede que la gente piense que hemos tirado la toalla, pero no es lo que sentimos. Hay un sentimiento de que se puede conseguir” explicó en rueda de prensa.

Roberto regresaría a Barcelona en caso de un descenso del Málaga CF, la cesión del Espanyol incluía una opción de compra obligatoria a los blanquiazules en caso de lograr la permanencia. Un escenario que ahora resulta muy complicado pero que el cancerbero no quiere valorar. Se centra en el presente. “Sinceramente, el único escenario en el que quiero verme es en Primera División y con el Málaga. De hecho, si queremos revertir esta situación, es la mentalidad que tenemos que tener todos los jugadores. Si empezamos a caer en la mala tentación de vernos en Segunda División, es probable que eso llegue a ocurrir. Mi motivación y mi mentalidad, cada día, es venir viéndome en esta sala de prensa el año que viene en Primera División y es la única que quiero mantener hasta el último partido” precisó Roberto.



Ni él ni el vestuario esconden la situación deportiva. El calendario sigue avanzando y las victorias no llegan. Las derrotas aún escuecen más porque el tiempo se agota. “Soy muy consciente de la realidad que tenemos, de la situación que tenemos. No es lo mismo sufrir una derrota en la jornada 5 que en las alturas de temporada en la que estamos. Nos afecta a todos, mucho más a los protagonistas, que tenemos que hacer que el equipo gane para alegría de todos. Cuando no lo conseguimos, la responsabilidad y la frustración nos hace bajar la cabeza. Somos profesionales. Lo que queremos es que las horas que echamos y las preocupaciones que tenemos estén lo mejor posible. Nos dedicamos a algo público seguido por millones de personas y la responsabilidad es mayor. Nuestra profesión lleva implícito venir cada día, asumir la situación y aun así rendir al máximo” señaló el portero blanquiazul.

El sábado llega el FC Barcelona a La Rosaleda. No es el rival propicio para lograr un triunfo, un hecho que no sucede desde noviembre de 2017, pero la plantilla está mentalizada de cómo le puede pasar factura a los culés la eliminatoria que tendrán ante el Chelsea días después de su visita a Martiricos. “Nosotros ahora mismo hacemos poca distinción del rival que tenemos delante, obviamente sabemos que jugamos contra el líder que vendrá a ratificar el liderato y ampliar su ventaja. Tenemos que pensar en nosotros, volver a la intensidad que mostramos, hacerles un partido complicado e intentar tener opciones de ganar”, dijo el guardameta.