Contenidos

Noticia

Andrés Tosé, afectado de IDental: "Se me cayeron los dientes tres veces"

Lleva dos años de calvario desde que solicitó un presupuesto para mejorar su dentadura con implantes dentales en la parte superior

Se hacían llamar los dentistas con corazón y facilitaban subvenciones del 80, 90 y de hasta el 100% del coste del tratamiento a personas con pocos recursos. Andrés Tosé es uno de los miles de malagueños que se han visto afectados por el cierre de la clínica de iDental en la capital. Lleva dos años de calvario desde que solicitó un presupuesto para mejorar su dentadura con implantes dentales en la parte superior. Le citaban cada tres meses, pero sin resultados positivos, sin avances. Y  cuando todo parecía que empezaba a marchar...

Hasta en tres ocasiones se le cayeron los implantes tras la mala praxis de esta clínica. A ello se suma una consulta de tan solo 15 minutos para cada paciente, por el elevado número de personas que atendían. Además, los consejos que le dieron a Andrés resultaban un tanto sorprendentes.

Trascurridos dos años Andrés sigue esperando sus implantes, pero pagando cada mes el coste de un servicio que nunca llegó. Ahora ha acudido provisionalmente a otro dentista, pero confiesa que tiene poca esperanza de recuperar lo perdido